La saga de los artesanos canteros Barbany se inició en finales del S. XIX, con Joan Barbany.Trabajó en diferentes canteras pero fue en Sant Esteve d’Alcoll, Llinars del Vallès, donde creó la empresa familiar y donde se incorporaron sus hijos Peret y Pitu.Inicialmente entregaban bloques en bruto y productos para urbanismo como bordillos, adoquines ...

Peret, bohemio, enfocó su profesión hacia el trabajo más artístico. Colaboró con diferentes escultores y obras significativas de la época. Pitu, Maestro Cantero, utilizó lo mejor de ambos para perfeccionar el oficio familiar.
Yo, Jordi, hijo de Pitu, he aprendido de ellos el oficio y el compromiso para hacer el trabajo bien hecho.

Ahora, con más de 25 años de trayectoria y con la constante inquietud de evolucionar en el oficio ancestral, he conseguido desarrollar un taller del S. XXI donde puedo realizar las obras más complejas y de renombre mundial.

Jordi Barbany